Ir al cine es una de esas experiencias que hacen que te olvides por 120 minutos, o más, de tus problemas, sin embargo con el tiempo se ha ido encareciendo el acceso a las salas, sobre todo ahora que son grandes empresas quienes tienen el control de la cartelera, es por eso que nos dimos a la tarea de buscar opciones amigables con el bolsillo y donde puedes disfrutar verdaderas joyas del séptimo arte.

Centro Cultural Universitario

En las salas de este complejo podrás disfrutar no solamente cine de arte o películas que difícilmente llegan a las carteleras comerciales, sino que constantemente hacen retrospectivas, festivales y muestras tanto nacionales como internacionales. Te cambiarán la forma de ver la vida, y todo por 40 pesitos.

Cinematógrafo del Chopo

Entre las muchas maravillas que ofrece el Museo del Chopo, se encuentra su cinematógrafo, donde constantemente proyectan cintas nacionales e internacionales que son escasamente difundidas, además de que puedes visitar las exposiciones que siempre son un deleite. El acceso también cuesta 40 pesos.

Cineteca Nacional

Trillada, quizás, pero sin duda una de las mejores opciones para disfrutar muestras de cine, retrospectivas y festivales, así como también muchas de sus salas tienen estrenos previos a que lleguen a salas comerciales. Si quieres pagar menos de 50 pesos, los miércoles son tu día pues todos pagan 30 pesitos.

Cine Top Azcapotzalco

Una peculiar sala de cine dentro de una plaza comercial, aquí podrás disfrutar películas de cartelera comercial pero a bajo costo, pues todos los días el acceso está en 47 pesos, excepto los miércoles que la entrada te costará solamente 30 pesitos.

La Casa del Cine

En esta peculiar sala de cine no solamente podrás encontrar películas de arte, sino que también se ofrecen talleres y exposiciones. El costo por boleto es de 45 pesos.

Le Cinéma IFAL

El Instituto Francés de América Latina cuenta con su propia sala de cine a la cual puedes acceder sin necesidad de ser estudiante, y tiene como un plus que no solamente proyectan cintas francesas, de hecho fue una de las pocas salas de cine que estrenó ‘Roma’, antes de Netflix. El precio del boleto es de 50 pesitos.